Violencia policial: un comisario en problemas y una mujer escasa de solidaridades

Un comisario de la Policía de La Pampa fue separado de su responsabilidad al frente de una delegación barrial, luego de que fuera filmado actuando violentamente contra una mujer a la que intentaba detener. A casi 24 horas de ocurrido el hecho, ninguna organización de Derechos Humanos, Feministas, organizaciones sociales o partidarias, habían repudiado el hecho.
Se trata de Danilo Giménez, quién quedó registrado en una filmación casera mientras ejercía violencia sobre una mujer a la que intentaba esposar, ante el reclamo de varios testigos por el accionar (ver video).
Según diversas fuentes, todo se habría iniciado cuando una patrulla al mando del comisario Danilo Giménez intentó detener a una pareja que se trasladaba en un ciclomotor, con una criatura de corta edad en el medio, cometiendo una infracción de tránsito. El conductor del rodado se habría resistido y huido, dejando a una mujer y una criatura de tres años con la patrulla.
Luego de un violento forcejeo, que provoca golpes en la humanidad de la mujer, habría logrado reducirla, hasta que llegó personal femenino de la fuerza de seguridad. Se estila que cuando se trate de mujeres sea personal femenino policial quien detenga a las sospechosas. Más aún cuando no se trata de una delincuente peligrosa, sino de una mujer que había cometido una infracción de tránsito.

La noticia fue dada a conocer por el diario digital Plan B Noticias, esta madrugada.
El saldo fue la mujer detenida, que ya recuperó su libertad, con una causa abierta por “resistencia a la autoridad” y supuestas lesiones al comisario Giménez.
En tanto el uniformado fue separado de su cargo como responsable de la Delegación Sur de la capital pampeana, y sumariado por su accionar.
Al cierre de esta nota no se descartaba una sanción mayor para Giménez.

Como dato curioso, se cuenta que el violento hecho contra la mujer, pasadas 24 horas, solamente mereció el repudio público del Movimiento Pampeano por los Derechos Humanos (ver aparte), que pasadas las 19 horas de hoy (el hecho ocurrió a las 19:30 de ayer) emitió un escueto comunicado de prensa. Aparentemente, cuando la víctima es una mujer humilde, que vende conservas para engrosar sus ingresos, no merece la solidaridad automática que sí reciben otras féminas, pertenecientes a otros estratos sociales o económicos de Santa Rosa.

 

(video gentileza Plan B Noticias)